• Running
  • Blog
  • Mundial de Maratón Gotemburgo 1995: La hazaña dorada de Martín Fiz

Mundial de Maratón Gotemburgo 1995: La hazaña dorada de Martín Fiz

24 años después, rememoramos la gesta de nuestro embajador #123aCorrer en el Ullevi Stadium, el lugar en el que cambió la historia del atletismo español

Categoría: Actualidad 13/08/2019 220

El talento es inmortal. Hablar de Martín Fiz es sinónimo de éxito, y más aún si hacemos una recopilación de sus éxitos a lo largo de su dilatada trayectoria deportiva: plusmarquista mundial, campeón del mundo y europeo de maratón; y primer atleta ganador de los Six Majors en la categoría de veteranos.

A sus 56 años, su depósito sigue rebosante de ilusión, trabajo y tenacidad. Sin duda, los ingredientes perfectos para continuar por un camino repleto de triunfos y récords, como los que ha logrado durante los últimos meses.

No obstante, en estas líneas nos detendremos en aquella tarde del 12 de agosto de 1995, cerca de la desembocadura del río Göta y en el marco de una gran ciudad sueca como Gotemburgo que albergaba los Mundiales de Atletismo de aquella temporada.

Un antes y un después para el atletismo nacional

Martín Fiz acudía a la cita con la vitola de favorito y tras haber cosechado la medalla de oro en los Europeos de Helsinki el año anterior por delante de sus compatriotas Diego García y Alberto Juzdado. 

La salida se tomó a las dos de la tarde, con una temperatura de 26 grados, en condiciones climáticas muy duras, que condujeron a casi un tercio de los atletas a la retirada. Tras diversas cribas, en el kilómetro 38 se quedaron solos el mexicano Dionicio Cerón y Martín Fiz. Cerón impuso un ritmo demoledor en ese instante y consiguió un parcial de 2:45 en el siguiente kilómetro, mientras el actual embajador #123aCorrer del Banco Santander miraba su pulsómetro y no reaccionaba en absoluto. 

Sabía que el ataque del mexicano era suicida, como se pudo comprobar de inmediato. Dionicio se hundió espectacularmente y Fiz se adjudicó el triunfo con un registro de 2:11:41. El fondista vitoriano entraba victorioso en el Ullevi Stadium e iniciaba la cuenta dorada de España en un Mundial de dicha disciplina. Su inteligencia y sangre fría le habían llevado a convertirse, además, en el primer maratoniano del Viejo Continente en colgarse la medalla de oro mundialista.

Abel Antón, también embajador #123aCorrer, recogió el testigo

España se llevó de Gotemburgo un oro (el de Martín Fiz en maratón) y una plata (la conquistada por Valentí Massana en los 20 km marcha). Por países, el dominio estadounidense fue abrumador, con un total de 19 metales, las mismas que consiguieron juntos los tres países que le siguieron en el medallero. 

A pesar de la exigua cosecha de la delegación nacional, la gesta del actual plusmarquista vitoriano supuso un punto de inflexión para los fondistas nacionales, como demostraría años después otro embajador #123aCorrer del Banco Santander como Abel Antón. Este último se haría con el título de campeón mundial en Atenas ’97, donde Fiz se llevaría la plata, y Sevilla ’99. Legendarios.

0 Compartidos