Contacta con nosotros:

Política de privacidad

Queda informado que los datos personales facilitados en el formulario de contacto se incorporarán al correspondiente fichero de Banco Santander, S.A. autorizando a éste a tratarlos con el fin de dar respuesta a su mensaje y para remitirle la Newsletter que realice el Banco Santander e información de la web www.123acorrer.es. Asimismo queda informado de sus derechos de oposición, acceso, rectificación y cancelación, respecto de sus datos personales en los términos previstos en la Ley 15/1999, de Protección de Datos de Carácter Personnal, pudiendo ejercitar estos derechos por escrito mediante carta dirigida al Servicio de Atención al Cliente, calle Gran Vía de Hortaleza, nº 3 (28033) Madrid.

    Cerrar X

    CURIOSIDAD

    Color Run, la carrera que arrasa por todo el mundo

    Carrera popular con más de 300 versiones

    color run
    Compartir Facebook Compartir Twitter

    Color run

    Llámala como quieras, busca la versión o edición que más te guste. “Color Run”, “Holi Run”, puedes definirlo de diferentes formas, pero es evidente que estamos ante la versión más “cool” del running popular en estos momentos.

    La “carrera de colores” tiene un origen muy peculiar. Este espectáculo tan visual se basa en costumbres de la cultura hindú. En ella, el culto al color es una característica común en diversas celebraciones.

    Estas pruebas en concreto se inspiran en la celebración del festival “Holi” de la India, un evento en el que se conmemora el triunfo del bien sobre el mal entre los dioses hindúes, y se desarrolla al principio de la primavera. En esta fiesta la multitud se arroja polvos de colores que provienen en su origen de plantas medicinales.

    El desarrollo de estas “carreras de colores” tan de moda es muy simple. Normalmente se trata de recorrer una distancia corta (suelen ser 5 km) y vestir preferiblemente con ropa blanca para que la lluvia de color que te va a caer encima quede aún más espectacular.

    Mientras los participantes corren, andan o bailan al ritmo de una riada de watios de sonido “dance”, la organización inunda cada kilómetro con una cantidad de color difícil de imaginar. Una vez llegas a meta, empieza una fiesta presidida por una explosión de luz producida por los polvos de colores que cada participante previamente ha recibido, y son lanzados al aire al unísono provocando una nube arcoíris.

    Es evidente que el resultado visual es increíble. Es el momento de las fotos, los “selfies”, los vídeos para compartir con los amigos. Una forma de running muy original.

    En definitiva, una carrera que tiene ya más de 300 versiones por todo el mundo, una prueba visualmente espectacular, en la que lo menos importante es el orden de llegada a la línea de meta.  Una carrera para compartir con amigos y familiares. Una prueba sin duda particular, que merece su espacio en la sección de carreras peculiares de #123acorrer.

    Compartir Facebook Compartir Twitter
    Relacionados Maratón Mèdoc